Jueves, 18 de Julio de 2024 Nubes dispersas 10.1 °C nubes dispersas
 
Lunes, 11 de Octubre de 2021 Nubes dispersas 10.1 °C nubes dispersas
 
Dólar BNA: $962
Dólar Blue: $1455
Sociedad

Sigue el caos en la Ciudad: a más de una semana de la tormenta, todavía hay árboles caídos sobre calles y casas

A diez días de la dura tormenta que golpeó a Buenos Aires en la madrugada del domingo 18 de diciembre, sigue habiendo informes de árboles caídos sobre calles y casas porteñas. Se estima que, esa noche, cayeron más de 700 árboles en toda la capital, muchos de ellos cortando calles o generando caos en viviendas particulares.

Si bien el gobierno de la Ciudad informó que ya levantó todos los "cortes totales" en las calles de la ciudad, sigue habiendo algunos cortes parciales y árboles tirados en veredas o plazas. El 24 a la noche había, incluso, casas parcialmente derruidas por la caída de árboles sobre sus techos o terrazas, y los festejos de Navidad de muchas familias se vieron complicados por la dramática situación.

Desde la tormenta en adelante, el Centro de Reciclaje de la Ciudad, en Villa Soldati, recibió más de 500.000 kilos de ramas y troncos. Además, el Centro Único de Coordinación y Control de la Ciudad recibió alrededor de 10.000 llamadas relacionadas al temporal a través de la Línea 103.

Los árboles cayeron por culpa de los vientos de más de 100 kilómetros por hora que golpearon la Ciudad de Buenos Aires el domingo 18, culpa de la misma tormenta que dejó 13 muertos en Bahía Blanca. Luego de la destrucción, se desató un operativo masivo con cuadrillas de trabajo del Espacio Pública e Higiene Urbana junto al personal de Bomberos y de la Policía de la Ciudad y agentes de Tránsito y de Defensa Civil, según informaron desde el gobierno.

La tormenta, además de sus fuertes vientos, ocasionó también una fuerte crecida del Río de la Plata durante la noche del lunes, la más fuerte desde el 2010, con un pico de 3,62 metros de altura en el área ribereña de la Ciudad, ocasionando problemas en barrios como Rodrigo Bueno, a la vera del río.

Está pasando