Sábado, 15 de Junio de 2024 Cielo claro 13.8 °C cielo claro
 
Lunes, 11 de Octubre de 2021 Cielo claro 13.8 °C cielo claro
 
Dólar BNA: $943
Dólar Blue: $1280
Policiales

Los peritos afirmaron que Lucía Pérez murió por consumir cocaína pero no descartan la violación

Manifestación por Lucía Pérez.

Este jueves se desarrolló la tercera jornada del segundo juicio por la violación y el femicidio de Lucía Pérez, la joven asesinada por tres hombres en octubre de 2016 cuando tenía 16 años. En esta ocasión declararon cuatro médicos forenses, entre los cuales se encontraban Silvina Cabrera, Mónica Tinto y Sebastián de los Reyes, quienes participaron de la autopsia en los comienzos del caso.

Los forenses aseguraron que Lucía Pérez murió por asfixia tóxica como consecuencia de haber consumido cocaína. La asfixia, que no es lo mismo que una sobredosis, le habría generado un edema pulmonar y una falla cardíaca, aseguraron, aunque nunca se determinó la dosis de la sustancia en el organismo de la joven.

En una serie de declaraciones que rozaban el morbo y hurgaban minuciosamente en busca de detalles sobre cuán “consentido” fue lo que Farías hizo con Lucía, la defensa buscó instalar la idea de que la relación sexual fue "brusca" pero "no forzada" y que la víctima no se resistió. Además, esgrimieron que las posibilidades de que Lucía presentara lesiones sexuales eran "bajas".

Sin embargo, nada de esto descarta la existencia de un abuso sexual ni tampoco elimina la responsabilidad de Farías, Offidani y Maciel en la muerte de Lucía. ¿El motivo? No todas las situaciones de abuso sexual dejan lesiones o signos visibles de resistencia. Como afirmó uno de los peritos que declararon el jueves, en muchos casos la violación ocurre bajo amenazas. O bajo el efecto de las drogas, como efectivamente lo estaba Lucía.

Es justamente esto a lo que apuntan las abogadas de la familia Pérez: Farías, de 23 años, le vendió drogas a una menor de edad cerca de su escuela, la mensajeó insinuándosele sexualmente, la llevó a su casa, le suministró cocaína y, bajo esos efectos, la violó hasta que Lucía murió, cerca de las 15 del sábado 8 de octubre de 2016.

Mientras tanto, el medio Lavaca reportó que "los cuatro peritos coincidieron en que Lucía murió por una asfixia, que fue resultado de un trastorno cardíaco secundario al consumo de cocaína en conjunto con una reacción vagal, que puede ser la respuesta del sistema nervioso a un dolor extremo que sufrió durante el abuso sexual".

Las audiencias continuarán desde el lunes y se espera el veredicto para alrededor del 1 de marzo.