Martes, 27 de Febrero de 2024 Muy nuboso 22.4 °C muy nuboso
 
Lunes, 11 de Octubre de 2021 Muy nuboso 22.4 °C muy nuboso
 
Dólar BNA: $885
Dólar Blue: $1080
Cultura & Espectáculos

Murió Ricardo Piñeiro tras dos días en terapia intensiva

Piñeiro

Tras dos días internado en terapia intensiva, producto de un accidente cerebrovascular (ACV), Ricardo Piñeiro murió hoy a los 68 años. El exrepresentante de modelos se encontraba con insuficiencia respiratoria y renal, e hipotensión arterial, según detallaron desde el Sanatorio Otamendi, donde se encontraba internado.

La triste noticia fue confirmada por su amiga, la exmodelo Fernanda Villaverde, a través de sus redes sociales. “Richard, no puedo más del dolor. Que descanses en paz. Te amo y te amaré siempre”, escribió la modelo acompañando una fotografía de ambos.

El lunes Piñeiro fue encontrado con pocos signos vitales en su departamento en el barrio de Recoleta, tras la llamada de un amigo al 911. Como primera medida se lo trasladó al Hospital Fernández y luego de la atención primaria que recibió en ese centro público fue derivado.

“Ayer el parte médico era bastante duro, los médicos decían que ya los órganos no le respondían, pobrecito”, reveló su amigo, el diseñador César Juricich en TN, tras confirmarse la muerte de Piñeiro. "El lunes pude entrar a verlo cinco minutitos y tuve la esperanza de que iba a poder zafar porque no lo vi tan mal. Pero bueno, conociéndolo, ya no hubiera soportado verse mal o con algún vestigio de no poder tener movilidad. Estoy muy triste”, contó, mientras lloraba.

Quién fue Ricardo Piñeiro

En los años 90, Ricardo Piñeiro supo ser un importante empresario del mundo de la moda que se dedicó a descubrir y lanzar a la fama a grandes modelos, que siguen trabajando incluso al día de hoy. Muchas mujeres argentinas pasaron por las pasarelas y trabajaron para las marcas más destacadas del país gracias a su padrinazgo.

Durante esa década, el empresario se dedicó a organizar cientos de desfiles, tanto en Argentina como en Uruguay, donde era una de las figuras destacadas en los veranos de Punta del Este. Sin embargo, su vida dio un vuelco en 2011 debido a una serie de problemas económicos que llevaron a su agencia a la quiebra.

A raíz de este hecho, Piñeiro quedó tan afectado que una profunda depresión lo llevó a caer en el alcoholismo. Al reconocer su problema, decidió buscar ayuda y desde ese entonces se acercó a Alcohólicos Anónimos para pedir ayuda. De ahí salió como un hombre de fe, empezó a ayudar en un comedor comunitario y se alejó del mundo de la moda.