Martes, 23 de Abril de 2024 Nubes 18.5 °C nubes
 
Lunes, 11 de Octubre de 2021 Nubes 18.5 °C nubes
 
Dólar BNA: $916
Dólar Blue: $1025
Mundo

Una polaca se autopercibe Madeleine McCann y pide ayuda en las redes

Una mujer que vive en Polonia y que no sabe cuál es su verdadera identidad, creó una una cuenta especial para afirmar en redes sociales que es Madeleine McCann, la niña inglesa desaparecida hace ya 16 años. Y que tiene pruebas de ello.

En uno de los videos que subió, contó que posee una peca en las piernas y un punto en el ojo, las mismas zonas que Madeleine McCann,

“Creo que puedo ser Madeleine porque: fui víctima de un pedófilo alemán (Peter Nay) que se parece a la foto número 48 del sitio web findmadeleine.com, tengo una marca en el mismo ojo, pero mi marca está descolorida (…) tengo forma similar de cara, orejas, labios y tenía el espacio entre los dientes”

A través de distintas imágenes y videos intentó argumentar su teoría. En un posteo, la joven afirmó que habló con alguien que dijo ser el primo de Madeleine y le dijo que podría "tener la posibilidad" de hablar con Kate y Gerry McCann -los padres de la pequeña- para organizar una prueba de ADN.

“Creo que puedo ser Madeleine. Necesito una prueba de ADN. Los investigadores de la policía del Reino Unido y Polonia intentan ignorarme. Contaré mi historia en publicaciones aquí. Ayúdame”, solicitó en su cuenta, llamada “Yo soy Madeleine McCann.

A raíz de este mensaje, se generó un revuelo en las redes sociales. Por un lado, están quienes piden que la Policía investigue, mientras que otros dudan de su relato.

https://twitter.com/Thayra_rp/status/1627384105766731781?s=20

El principal sospechoso del caso Madeleine McCann es el alemán Christian Brueckne, quen recientemente fue acusado por nuevos delitos de abuso y enfrenta nuevas causas en su contra. El hombre alemán de 45 años fue acusado por la fiscalía de su país por cinco nuevos delitos sexuales.

La historia

la pequeña Madeleine se encontraba de vacaciones con sus padres, Kate y Gerry McCann, sus hermanos mellizos de dos años de edad y un grupo de amigos de la familia con sus respectivos hijos.

Sus padres, procedentes de Gran Bretaña, dejaron a los tres niños durmiendo a las 20:30 en el departamento ubicado en la planta baja, mientras se fueron a cenar con amigos a un restaurante localizado a 50 metros de distancia.​ Los padres vigilaban a los niños cada 20 a 30 minutos a lo largo de la noche, hasta que a las 22:00 la madre de Madeleine descubrió que la niña estaba desaparecida.

Durante las semanas posteriores, en especial después de haber malinterpretado un análisis de ADN llevado a cabo en el Reino Unido, la policía portuguesa llegó a creer que Madeleine había fallecido en un accidente en el apartamento y que sus padres lo habían encubierto.

Los McCann fueron sospechosos formales hasta que el fiscal general de Portugal archivó el caso en julio de 2008 debido a la falta de pruebas.3​

Los padres continuaron la búsqueda utilizando detectives privados hasta que en 2011 Scotland Yard abrió su propia investigación, llamada Operación Grange.