Martes, 16 de Julio de 2024 Nubes dispersas 13.3 °C nubes dispersas
 
Lunes, 11 de Octubre de 2021 Nubes dispersas 13.3 °C nubes dispersas
 
Dólar BNA: $961
Dólar Blue: $1415
Sociedad

Una momia, un toro y cálculos biliares, los tres secuestros más insólitos de la Aduana

Aduana

La Aduana tiene el objetivo de controlar las mercancías y cobrar los impuestos, así como realizar los trámites correspondientes de embarque y recepción. Y, obviamente, evitar el contrabando. En esta nota, te vamos a contar los tres secuestros más insólitos de esta autoridad competente en nuestro país.

Oro bovino   

Los cálculos biliares bovinos son un negocio sumamente rentable y, por momentos, su precio por gramo puede incluso llegar a superar el del oro. Así, la Aduana de Gualeguaychú retuvo el llamado oro bovino. El secuestro consistió en un auto con matrícula argentina que salía del país rumbo a Uruguay, en el que una verificación vehicular de rutina descubrió 181,14 gramos de cálculos biliares bovinos. Se estimó que el valor de la mercadería era de 2.667 dólares y se declaró la extinción de la acción penal ante el pago voluntario de la multa, un monto equivalente al valor en pesos de la mercadería en infracción.

La Aduana y una momia por encomienda

Un control mediante escáner en la sección Encomiendas Postales Internacionales de la Aduana de Monte Grande, Provincia de Buenos Aires, encontró que una pieza de exportación arrojaba una imagen compatible con un cráneo.

La mercadería estaba declarada como “Adorno Spiderman artesanal” y al abrir la encomienda, se encontró un bulto envuelto en film cubierto con dos máscaras del hombre araña y un gorro de lana. Allí, la Dirección General de Aduanas-AFIP descubrió una cabeza humana momificada. Los análisis preliminares determinaron que había sido cortada para separarla del cuerpo y que habría pertenecido a un chico de entre 10 y 12 años.

Ante el hallazgo, la Aduana dio intervención al Juzgado Nacional en lo Penal Económico N°2 y entregó el cráneo momificado al Departamento de Delitos Fiscales de la PFA para su custodia, hasta ser entregado al Equipo Argentino de Antropología Forense, para efectuar la pericia correspondiente.

El caso del toro

En el Paso Internacional Concordia-Salto, la Aduana usó YouTube para detectar la subfacturación de un toro reproductor. Los exportadores declararon que Barón rojo, un Angus puro pedigree, valía aproximadamente $315.000 (2.100 dólares), pero los inspectores aduaneros encontraron, en un video de un remate subido a YouTube, que en realidad había sido vendido por $1.800.000, es decir, casi seis veces el valor declarado. Dado que el animal no tenía la responsabilidad del delito, la Dirección General de Aduanas-AFIP lo liberó, después de exigir el pago de un seguro de caución y realizar la denuncia ante la justicia.

Está pasando