Martes, 16 de Agosto de 2022 Muy nuboso 18.7 °C muy nuboso
 
Lunes, 11 de Octubre de 2021 Muy nuboso 18.7 °C muy nuboso
 
Dólar BNA: $142.29
Dólar Blue: $291
Policiales

"Si queremos combatir el narcotráfico hay que sacarle los recursos", dijo Mariano Fusero, de RESET

La cocaína y "otras tantas sustancias que tienen una potencialidad letal" podrían estar controladas en un contexto en el que "las personas conocieran su calidad y pureza", afirmó Mariano Fusero, abogado e integrante de RESET–Política de Drogas y Derechos Humanos.

Fusero reflexiónó en No Dejes Para Mañana, por Radio Con vos, sobre el escándalo de la cocaína adulterada. Pensar en una alternativa distinta "es algo que nos suena atípico porque hace 100 años que vivimos en un régimen de prohibición. Imaginemos que detrás de estas sustancias hay un organismo que controle la calidad, que no haya adulterantes que acrecienten esa potencialidad letal; obviamente disminuiría mucho la posibilidad de que existan sobredosis y eso lo tenemos comprobado históricamente, cuando la cocaína y esas sustancias estaban en un régimen de legalidad", aseguró.

En este sentido, aclaró que "cuando hablamos de legalidad no decimos una liberalización de mercado, sino que haya una regulación del Estado, como cualquier otra droga que es legal". "Una persona puede ir a comprar ibuprofeno a una farmacia, y si se toma una caja entera le puede producir la muerte", ejemplificó.

Si hubiera un organismo que controle la calidad de las sustancias y que no haya adulterantes que acrecienten la potencialidad letal, disminuiría mucho la posibilidad de que existan sobredosis". (Mariano Fusero)

"Hay una cuestión de responsabilidad social en el consumo de las sustancias, como sucede con el consumo de alcohol. Tenemos que señalar que no hay sustancia que sea inocua, todas tienen una peligrosidad. Uno supone que en un contexto de legalidad, una persona tiene la previsibilidad de los efectos que puede generar una sustancia, y no que la misma dosis que consumió pueda producirle la muerte, como sucede en estos días", explicó el abogado.

En este sentido, detalló lo que implicaría una regulación integral de este tipo de sustancias, como el caso de Uruguay con el cannabis: "El Estado controla quien produce, quien distribuye, quien puede vender y comprar, hay un registro de quienes consumen que pueden adquirir hasta cierta cantidad por mes. Con la cocaína sería lo mismo. Los sistemas regulatorios deberían establecer esas políticas de presencia del Estado".

La cocaína era producida por laboratorios como Merck o Bayer a fines del siglo XIX y principios del XX. No dejan de ser drogas con una potencialidad de utilización terapéutica. En la primera guerra mundial se usaba como analgésico". (Mariano Fusero)

De esta manera, el integrante de RESET contó que en el pasado, la cocaína era producida por laboratorios como Merck o Bayer a fines del siglo XIX y principios del XX: "Se vendían tranquilamente, no dejan de ser drogas con una potencialidad de utilización terapéutica. En la primera guerra mundial se usaba como analgésico". En esta línea, indicó que "las drogas son objetos inertes" y que "no tenemos que subjetivar al objeto", en relación a la responsabilidad individual de un consumidor que decide hacer uso de esa sustancia.

En ese sentido, destacó que el alcohol "se publicita hasta en horario infantil". "Hay que hacer campañas de información y educación sobre un consumo responsable de esas sustancias. A nadie se le ocurriría prohibir el alcohol, no se volvería a repetir la historia de la ley seca. En esa época se vendía alcohol adulterado que producía ceguera. Es la misma historia que vemos en la actualidad", aseveró

Te puede interesar: “La mayoría de las personas que consumen sustancias no desarrolló un uso problemático”, dijo una investigadora del narcotráfico en México

"Si tanto queremos combatir el narcotráfico y al crimen organizado, hay que sacarles los recursos y que el Estado pueda tributar en base a las sustancias. Después cada sustancia que tenga sus formas diferenciadas. El consumo existe, en nuestro país y en el mundo. En los últimos 10 años el consuno a nivel mundial aumentó un 25%. En nuestro país, entre 2010 y 2017 el consumo de cocaína se duplicó", cerró Fusero.