Miércoles, 12 de Junio de 2024 Muy nuboso 18.6 °C muy nuboso
 
Lunes, 11 de Octubre de 2021 Muy nuboso 18.6 °C muy nuboso
 
Dólar BNA: $943
Dólar Blue: $1252
Mundo

Conflicto en Jerusalén: enfrentamientos entre la policía israelí y los palestinos dejan decenas de heridos

Miles de palestinos se encolumnaron para cumplir con la oración del último sábado de Ramadán, su principal celebración, tras los enfrentamientos del viernes. Por segunda noche consecutiva, esta jornada tuvo escenas de represión que dejaron más de 50 heridos.

El pasado viernes los heridos habían ascendido a 200. La policía israelí, que amplió considerablemente su presencia en Jerusalén este reprimió con gases lacrimógenos, balas de gomas y granadas ensordecedoras a algunos de los más de 80.000 palestinos que lograron ingresar a la Explanada de las Mezquitas para rezar.

No se sabe cómo comenzaron los enfrentamientos. La policía israelí dijo que los fieles palestinos les arrojaron piedras y botellas y ellos respondieron con represión; mientras que los palestinos sostuvieron que pasó al revés.

El primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, afirmó que las autoridades "actúan con responsabilidad para garantizar la ley y el orden en Jerusalén". "Estamos actuando con responsabilidad para garantizar la ley y el orden en Jerusalén mientras se mantiene la libertad de culto en los lugares sagrados", expresó en un comunicado.

Estamos actuando con responsabilidad para garantizar la ley y el orden en Jerusalén mientras se mantiene la libertad de culto en los lugares sagrados", expresó Benjamin Netanyahu.

Horas antes del enfrentamiento, Israel había frenado a los colectivos que traían a las decenas de miles de fieles musulmanes a la Ciudad Vieja de Jerusalén -los palestinos se bajaron y continuaron camino a pie- y luego la Policía informó que hubo decenas de detenidos.

En las últimas semanas, las tensiones habían aumentado por las restricciones israelíes al acceso a partes de la Ciudad Vieja durante el Ramadán y la amenaza de desalojo que pesa sobre cuatro familias palestinas en el barrio de Sheikh Jarrah para dar paso a los colonos judíos.

No solo la Ciudad Vieja se vio envuelta en tensión: en Sheikh Jarrah, alrededor de la carpa que las familias en peligro de desalojo, vecinos, amigos y activistas levantaron para mantener una vigilia y no permitir el ingreso de colonos o topadoras.

La tensión continúa aumentando pese a los llamados a la calma de Estados Unidos, la Unión Europea y potencias regionales. Estados Unidos instó a ambas partes a evitar medidas que "exacerben las tensiones o alejen aún más la paz", como las "actividades de colonización, las demoliciones de casas y los actos de terrorismo".

La Unión Europea llamó a las autoridades israelíes a actuar "con urgencia" para reducir las tensiones en Jerusalén, diciendo que "la violencia y la incitación son inaceptables y todos los involucrados deben ser responsabilizados".

La ONU, por su parte, pidió a Israel que ponga fin a las expulsiones forzadas de palestinos en Jerusalén este y advirtió que estas acciones podrían ser consideradas "crímenes de guerra".

Está pasando