Viernes, 14 de Junio de 2024 Nubes 20.5 °C nubes
 
Lunes, 11 de Octubre de 2021 Nubes 20.5 °C nubes
 
Dólar BNA: $943
Dólar Blue: $1245
Política

Qué hay detrás de la salida de Nicolás Posse: ¿espionaje en Casa Rosada?

nicolas posse espionaje

"Se cumplió un ciclo. Creo que en algún momento de estos seis meses, él y el Presidente sintieron que era necesario un cambio de aire y presentó su renuncia", explicó ayer el flamante jefe de Gabinete, Guillermo Francos, sobre su antecesor, Nicolás Posse. Sin embargo, estos argumentos que se dan en público empiezan a parecerse cada vez más a una intención de desviar rápidamente el tema que a una explicación basada en la realidad.

Es que, tras la renuncia de Posse el lunes por la noche, ayer el Gobierno comunicó que el titular de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), Silvestre Sívori, también iba a dejar su cargo. Y no hubo más reacomodamientos, salvo algunos cargos en el Ministerio de Salud. Al menos hasta ahora. Esto solo lleva a pensar que los rumores que habían empezado a surgir podrían ser reales: ¿Posse había mandado a espíar a los hermanos Milei y los ministros?

Como Francos, la mayoría de los funcionarios dicen en público que la salida de Posse tuvo que ver con un desgaste, o con inacciones de quien era jefe de Gabinete. "Me parece que es mas por el lado de que hay cosas que no gustaban de lo que sí hacía", revelaron fuentes de Casa Rosada a Diario Con Vos que ratifican que el verdadero motivo de la salida de Posse tiene que ver con un espionaje a Karina Milei. En este operativo, también podrían haber estado incluidos Santiago Caputo y hasta el propio Presidente.

Esta versión revela algo que se venía comentando por lo bajo: Posse había empezado a acumular poder hacia el interior del Gobierno, y eso molestaba. De hecho, la designación de Sívori al frente de la AFI fue gestión suya, cuando se hablaba de otros nombres, a la vez que designó al ex brigadier Jorge Antelo como secretario de Estrategia Nacional de la Jefatura de Gabinete. Entre ellos se habría armado un grupo de espionaje, por el cual hoy Posse está afuera. "Hay comandos que se cruzan", afirmó otra fuente a este medio.

Hace ya algunos meses que desde el núcleo duro (Milei, Karina y Santiago Caputo) ven a Posse como el responsable de varios goles en contra que hubo en el último tiempo: la expulsión de Guillermo Ferraro del Ministerio de Infraestructura; la aprobación del aumento salarial para el Ejecutivo, cuyos chivos expiatorios fueron Armando Guibert y Omar Yasín; y los cambios de la Ley Bases original, a instancia de intereses puntuales de algunas empresas con las que Posse tenía relación.

Quizás ese afán de poder lo llevó a Posse a cruzar el límite por el cual hoy está afuera del Gobierno, cuando era el único funcionario que el tridente Milei-Milei-Caputo admitía en sus reuniones. Quizás, ver que Karina empieza a tener cada vez más peso lo impulsó pasar ese umbral. Porque si ya es grave el hecho del espionaje interno utilizando recursos de la AFI, lo peor es que la perjudicada sea la hermana del Presidente.

Todo parece indicar que una de los principales apuntadas por Posse en su espionaje, AFI mediante, era "El Jefe". Las sospechas de espionaje vienen hace ya algunos meses, y más allá de ciertos cruces, no pasaba nada. Ahora sí, y volaron él y Sívori. Antes de su eyección, se vio públicamente como Milei lo ignoró por completo durante el Tedeum del 25 de mayo.

En febrero había sido Sandra Pettovello quien quedó sorprendida luego de una reunión con Posse. En primer lugar, porque el entonces jefe de Gabinete le enumeró nombres personas con las que la ministra de Capital Humano se había reunido, pero que no habían sido divulgadas públicamente. Pero lo que realmente la asustó fue cuando, al despedirse, Posse le dijo "pasala bien en Punta del Este", demostrando que sabía que ella había sacado los pasajes para viajar a Uruguay, algo que no había comentado con nadie.

A todo esto, las versiones que incluyen a Victoria Villarruel como un factor clave en los intentos de desgaste interno a Milei y compañía crecen. Hace tiempo que se habla de reuniones clandestinas de la vice con empresarios y políticos para armar un gabinete “en las sombras”, así como de la mala relación con Karina. En el medio, los apodos de un lado y del otro: "Jamoncito" y "Bicha Cruel". ¿Qué pasa en la Casa Rosada?

Está pasando