Jueves, 02 de Febrero de 2023 Muy nuboso 23.9 °C muy nuboso
 
Lunes, 11 de Octubre de 2021 Muy nuboso 23.9 °C muy nuboso
 
Dólar BNA: $195
Dólar Blue: $377
Economía

Además de la sequía, el campo enfrenta una plaga de escarabajos que matan al ganado

Luego de que el campo se viera gravemente afectado por la sequía que azota al país, un informe del INTA Balcarce advirtió sobre la peligrosidad de la plaga “Siete de oro”, la cual se expande del maíz a la alfalfa. Se trata de una especie de escarabajo que ya provocó una gran mortandad de animales por intoxicación.

Este insecto llamado "astilo moteado", y conocido como “escarabajo del polen” o “siete de oro”, es una especie nativa de Argentina que se alimenta de polen, por lo cual es muy común verlo en el maíz, la soja y el girasol cuando se encuentran en plena floración. Como la sequía retrasó este proceso, se mudó a los lotes de alfalfa y está generando muchas complicaciones a los productores ganaderos y criadores de caballos.

En este contexto, el Servicio de Diagnóstico del INTA Balcarce emitió un alerta sanitario por mortandad de bovinos y equinos, y describió los síntomas que muestran los animales al ingerir pasturas o henos infectados por esta plaga: shock y muerte, ulceración bucal, cólicos, taquipnea y taquicardia, anorexia, sudoración, heces blandas, disuria y palpitación diafragmática sincrónica.

El escarabajo se alimenta de polen, y como la sequía retrasó el proceso de floración, pasaron a la alfalfa que comen vacas y caballos, que luego mueren.

Los escarabajos afectan principalmente a los caballos, pero también se está observando vacas adultas, novillos y vaquillonas. Las necropsias realizadas a vacas muertas muestran una importante presencia con alta densidad de estos pequeños cascarudos negros y amarillos en el aparato digestivo: en 500 gramos de contenido ruminal hallaron "40 insectos enteros, más muchos otros en fragmentos".

Ante casos sospechosos de muerte por intoxicación, lo que recomiendan los profesionales es realizar análisis de los animales y observación tanto de los lotes como del heno o los rollos, donde el insecto puede sobrevivir. El alimento sospechoso de estar infectado debe ser eliminado de la dieta de los animales.

Para los animales potencialmente intoxicados, los tratamientos que recomiendan los veterinarios son la descontaminación gastrointestinal (carbón activado, aceite mineral), terapia sintomática (Fluidoterapia para la deshidratación y diuresis), analgésicos, antibióticos de amplio espectro y reposición de calcio (si está justificado).

Está pasando