Lunes, 06 de Febrero de 2023 Cielo claro 31.6 °C cielo claro
 
Lunes, 11 de Octubre de 2021 Cielo claro 31.6 °C cielo claro
 
Dólar BNA: $196
Dólar Blue: $377
Columnistas

Lesboteca: un podcast sobre amores lésbicos

lesboteca
Por Feminacida |Victoria Eger

Si una biblioteca sonora es una colección de audios análogos o semejantes entre sí por el tema, la época o sus autores, ¿cómo definir a una Lesboteca? Dícese de aquel archivo oral que atesora las primeras historias de amor lésbico contadas por sus protagonistas. Una colección que existe y no para de sumar capítulos con memorias que no caben en los moldes de la heteronorma.

Lesboteca es un podcast que ya lleva cuatro temporadas completas y una quinta en producción. Ana Luz Vallejos, Delfina Peydro, La Caiu y Clara Selser integran el equipo de trabajo de este proyecto que se encuentra disponible en Spotify, Anchor y iTunes.

Monólogos más que entrevistas. La voz viva. Amores diversos, disidentes. Historias de iniciación, de descubrimiento. Un secreto que dolió, una pasión que se guardó, un beso que perduró, un deseo que salió del plano de la fantasía para existir y resistir. Historias relatadas en primera persona, que parecen cuentos, pero imprimen pura realidad; y que son verdades, aunque pueden encajar tranquilamente en un guión de ficción. 

“¿Cuál fue tu primera historia de amor?” es la pregunta abre paso a ese mar que hoy desemboca en 37 orillas, pero que tendrá tantas como personas se animen a narrarse. Lo destacable de este podcast es el recorrido que hace: una cartografía de un universo lésbico poco representado por la industria mainstream, por lo masivo, lo comercial. Cuando el cine supo reducir el conflicto de una historia de amor lésbico al no poder ser ni estar en pareja, aparece Lesboteca para más placer.

“Hay nudos y tensiones que pasan por otro lado, que no necesariamente tienen que compararse con las historias de amor heterosexuales. Acá se pone el foco en la historia, en cómo se conocieron esas personas y no en el ‘conflicto’ que implicaría poder estar o no”, destaca la periodista Nana Pe, integrante de Feminacida y oyente de Lesboteca.

Después de la tercera temporada, el equipo de producción se propuso federalizar las voces con una apuesta que extienda los límites de Buenos Aires. “Entrevistar a una lesbiana por provincia para poder visibilizar las diferentes problemáticas que nuestra comunidad enfrenta a lo largo y ancho de nuestro territorio. Esto nos permitirá generar una narración integral donde toman los espacios las tramas particulares alojadas en distintos puntos geográficos. Veinticuatro provincias, veinticuatro historias, infinitas instancias de diálogo darán como resultado el enriquecimiento de un archivo que construye nuestra memoria afectiva y nos permite editar nuestro presente en términos políticos, culturales y afectivos”, aclararon en la convocatoria.

Me nació este amor

Sobre la existencia y la resistencia de las lesbianas como sujetos políticos ya habló Nana Pe en Feminacida. “Somos esa nena que no sabe lo que le pasa, que le gusta una compañera del colegio y no lo puede ni pensar. Somos esa adolescente que sabe lo que le pasa y lo oculta, que está con hombres que no quiere para que no la acusen de torta. Somos esa vieja que vivió al lado de un tipo que no la quería, al que no quería, enamorada de su mejor amiga toda su vida. Somos esa trans, que además es lesbiana, y que tiene que dar explicaciones por su orientación sexual”, reivindicó la periodista.

Y ese manifiesto hoy se emparenta con las historias que colecciona Lesboteca. Las repercusiones no solo no tardaron en llegar, sino que el producto giró por toda la región. Al año de haberse estrenado, el podcast alcanzó más de 100 mil reproducciones, un hito para un contenido que se fraguó en la autogestión.

Tesoros sí, pero ya no en el fondo del mar. A lo largo de las cuatro temporadas se pueden escuchar los testimonios Rita Pauls, Chocolate Remix, Georgina Orellano, Maruja Bustamante, Marta Dillon, Paula Maffia, Flopa Lestani, Viviana Scaliza, Ilse Fuskova, Lisa Kerner, Ana Carolina, Julieta Laso, Lucy Patané, entre otras.

Amor (a)mares

De mis maestras, creo que me enamoré de todas. Nunca entendí cómo ese secreto lo pude guardar tantos años”, dice la cantora Julieta Laso, quien hace unos años está en pareja con Lucrecia Martel. Y es allí donde, asimismo, radica la visibilidad del amor lésbico: ni la pasión, ni el deseo, ni las formas de habitarlo son propiedad de la heterosexualidad.

“¿De qué manera construimos nuestros vínculos las lesbianas? ¿Realmente son más intensos? ¿Qué importancia tiene generar nuevos espacios para encontrarnos? ¿Cuál es el rol de la amistad en esta búsqueda?”, indaga Nana Pé.

Lesboteca atesora una joya de 93 años. El tercer capítulo de la tercera temporada trae la voz de Ilse Fuskova periodista, fotógrafa y activista pionera en la lucha por los derechos del colectivo LGBTIQ+. “Felka” fue una mujer que, en 1991, cuando todavía no se había realizado la primera Marcha del Orgullo y la Ley de Matrimonio Igualitario no era una posibilidad cercana, pidió ser presentada como militante lesbiana en la mesa de Mirtha Legrand. “Imposible nombrarnos sin nombrarla. En la voz, los cortes de tiempo que se pausan en el relato y nos ponen a tono con el movimiento de sus años”, reza la descripción del episodio.

“Este podcast nos encanta porque muestra la diversidad de la experiencia lésbica: hay desde primeros amores adolescentes hasta flechazos inesperados a los 35. Y registra de una forma súper genuina y adorable la ansiedad y la adrenalina de estos vínculos. Es precioso”, recomendaron desde Lesbodramas, una cuenta de Instagram de memes y poesía, que trascendió las redes sociales y se transformó en un espacio de encuentro y reunión.

“Por qué no me lo dijiste antes” es el título del capítulo que protagoniza la guitarrista y compositora, Lucy Patané. Su primera historia de amor fue con Carlita, bien intensa, bien al hueso. Y un duelo. ¿Cómo narrar al duelo? ¿Cómo explicar eso que todavía moviliza el cuerpo? ¿Y aquello que late en las ideas? ¿Cómo convivir con el espectro de una ausencia? Si algo muere, ¿es posible pensar que otra cosa subsiste? Las respuestas, quizás, broten del primer episodio de la segunda temporada. O, tal vez, haya que escucharlos a todos.

Foto: Micaela Arbio Grattone

Está pasando