Domingo, 29 de Enero de 2023 Algo de nubes 23.6 °C algo de nubes
 
Lunes, 11 de Octubre de 2021 Algo de nubes 23.6 °C algo de nubes
 
Dólar BNA: $193
Dólar Blue: $386
Columnistas

5G: el desembarco en la Argentina, los desafíos y lo que se viene

Se anunciaron novedades respecto de la licitación de espectro que es clave para que esta tecnología se despliegue. Ya se han realizado inversiones y hay una empresa de telefonía que ya ofrece el servicio. El impacto de esta red en la robótica, IoT y los autos conectados.
5G

Hace tiempo que se viene hablando del 5G, una tecnología que está presente en varias partes del mundo y que en la Argentina también se encuentra disponible, aunque de manera limitada.

Antes que nada, empecemos por definir de qué se trata: el 5G es la red móvil de quinta generación, o la evolución del 4G o LTE. Es un nuevo salto dentro de la comunicación inalámbrica, que permite mejorar el uso de los dispositivos inalámbricos como los móviles, sensores o vehículos conectados.

Los beneficios

El 5G ofrece mejoras importantes respecto del 4G:

  • Más velocidad. La conexión es entre 10 y 100 veces más veloz que la que ofrece el 4G: llega a 10 GBps.
  • Reducción de la latencia o tiempo de respuesta. Se conoce como latencia al tiempo que se demora en transmitir un paquete de datos en la red. O más simple todavía: lo que se tarda entre la acción y la ejecución de la respuesta. El 5G ofrece una milésima de segundo de latencia, respecto de los 100-20 milisegundos de la red 4G.
  • Menor consumo energético. Permite disminuir en un 90% el consumo energético. En un contexto donde cada vez hay más conciencia sobre la necesidad de reducir la huella de carbono este dato resulta clave.
  • Más conexiones. En relación al 4G, permite incrementar en 100 los dispositivos conectados por área y puede soportar hasta 1 millón de dispositivos por kilómetro cuadrado. Esto es importante para el avance de IoT o internet de las cosas.

Casos de uso

Para el usuario final, el 5G significa mayor velocidad para descargar contenido de la red, comunicarse, ver películas o utilizar cualquier dispositivo inteligente del hogar (lavarropas, luces, etc) sin problemas de cortes o demoras.

En el mundo del gaming y de todo lo vinculado al metaverso, sin dudas los beneficios serán clave para tener una experiencia más inmersiva. En la medicina también permitirá que los sensores que miden datos como, por ejemplo, la glucemia en el caso de los pacientes con diabetes puedan transmitir esa información con mayor rapidez para que se actúe ante cualquier emergencia.

También impacta directamente en el avance de los vehículos conectados. En estos casos, una buena velocidad y menor latencia son dos aspectos fundamentales para que el conductor responda en tiempo y forma. Cualquier demora en este contexto no sólo afecta la experiencia de manejo sino que podría ocasionar daños o choques.

En la industria permitirá avanzar en el desarrollo de diferentes estrategias de automatización ya que esto implica mejoras en todo tipo de dispositivos conectados incluyendo robots y otros equipos inteligentes. En este sentido también favorece el avance de las ciudades inteligentes.

La tecnología: 5G Non Standalone vs 5G Standalone

Para desplegar el 5G existen dos modalidades o estándares: Non Standalone (NSA) y Standalone (SA). El primero es un estándar de transición que está apalancado en la infraestructura del 4G. Es decir que si bien la comunicación entre el dispositivo (celular, tablet, etc) y la antena se hace a través del 5G, la comunicación que ocurre a continuación, entre las antenas, se hace sobre la red troncal del 4G.

Es más fácil y rápido de implementar y ofrece algunos beneficios de la próxima generación, aunque no todas las bondades del 5G puro. Es un primer paso dentro de la evolución hacia el 5G SA, que opera de forma autónoma y ofrece todos los beneficios de la red de quinta generación.

La situación actual en la Argentina

En la actualidad, la única empresa de telefonía móvil que ofrece el 5G, de manera limitada y sobre la infraestructura 4G (NSA), es Personal. Puntualmente emplean lo que se conoce como compartición dinámica de espectro, o dynamic spectrum sharing (DSS). Esto permite que se alterne el uso del espectro radioeléctrico entre 4G y 5G.

La red 5G DSS funciona en espectro de 4G, en 170 nuevos puntos desplegados en distintas zonas del país. Primero se lanzó en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Rosario y la zona de la costa atlántica, particularmente en Mar del Plata, Cariló y Pinamar. Luego llegó a las principales ciudades de las provincias de Santa Fe, Córdoba, Corrientes, Chaco y Misiones, donde se concentra gran parte de la población de la Argentina, además de presentar también atractivos turísticos.

El CEO de Telecom, Robero Nobile, dijo, en el marco del evento Telecom Summit que se llevó a cabo en septiembre, que la compañía finalizará este 2022 con inversiones por USD 650 millones.

Telecom fue la primera empresa en Argentina en encender la red 5G, en 2021. A su vez, en 2018, llevó a cabo junto a Nokia una prueba de laboratorio, en tanto que, en 2019, hizo demostraciones públicas, junto a Huawei, en la Ciudad de Buenos Aires y Córdoba.

Otras pruebas realizadas y lo que se viene

En 2017, Movistar y Ericsson hicieron la primera prueba pública de 5G en Buenos Aires. Desde ese entonces a la fecha las diferentes empresas involucradas en el despliegue de esta tecnología han realizado diferentes pilotos e inversiones en esta tecnología, pero todavía no ofrecen el servicio, salvo por Telecom.

Para avanzar en este rumbo, hay que resolver dos grandes pendientes: licitación de espectro y establecer condiciones económicas que permitan a las compañías seguir invirtiendo y a la vez recuperar esa inversión. Un desafío importante considerando que las inversiones se realizan en dólares y las empresas cobran sus servicios en pesos.

Espectro

El espectro es el espacio por donde viaja la información y que afecta, entre otras cuestiones, a la calidad y velocidad de la información. Tal como detalla la asociación GSMA, la tecnología 5G necesita el espectro dentro de tres rangos de frecuencia clave para brindar una cobertura amplia y admitir todos los casos de uso: Los tres rangos son los siguientes: a) por debajo de 1 GHz, b) entre 1-6 GHz y c) por encima de 6 GHz. Hay que tener en cuenta que esto es algo progresivo y no necesariamente se da todo en simultáneo.

Por lo pronto, en la Argentina se anunció que se dará un paso importante en este sentido, para abrir el camino hacia la profundización del despliegue de la quinta generación. “En febrero Argentina licita el 5G y esa licitación va a generar un volumen de inversiones en el sector de las telecomunicaciones”, aseguró Sergio Massa, ministro de Economía de Argentina en la Cámara de Diputados, en el marco de su defensa del proyecto de Presupuesto 2023.

“Lo más razonable es que si se hace la subasta de espectro el año que viene y las empresas compran es porque tiene un plan de negocios para hacer la inversión de 5G. Nosotros seguimos y respetamos los tiempos de cada empresa respecto de cuándo y cómo quieren hacerlo”, señaló Juan Bonora, vicepresidente de Huawei Argentina, en diálogo con Diario Con Vos.

Consultado sobre cómo actúa la empresa frente a las restricciones para operar que se han dado en algunos países como Estados Unidos, Bonora dijo lo siguiente: “Respetamos a países o empresas que, por decisión propia o la presión de algún gobierno, han decidido no permitir la participación de Huawei. Es una decisión de cada uno respecto de a quién se quiere comprar. Así es la ley del mercado y la respetamos totalmente. Seguiremos enfocándonos en quienes consideren que somos un proveedor adecuado y decidan comprarnos a nosotros, como estamos haciendo desde siempre: con foco en las necesidades de los clientes”.

Inversión y precios

Para avanzar con el despliegue, además de la licitación del espectro que depende del Gobierno, es necesario que las operadoras realicen más inversiones, todavía. En el contexto macroeconómico actual esto resulta cuanto menos desafiante, según han indicado varias compañías.

La industria de telecomunicaciones en Argentina se ve afectada por la alta inflación y devaluación de su moneda. En particular, porque los ingresos de los operadores son en pesos y las inversiones en tecnología son en dólares, por lo cual la devaluación de la moneda es el factor que más impacta y obliga ser más prudentes sobre cómo llevar adelante la adopción de 5G”, destacaron desde Claro ante la consulta de Diario Con Vos.

Y añadieron: “Las actuales limitaciones de acceso al mercado de cambios y extensión forzosa de plazos de pagos a los proveedores de tecnología del exterior son otro factor a tener especialmente en cuenta para implementar la nueva red de 5G”. A pesar de esto, dijeron tener una visión optimista y creen que se logrará “contar con un marco equilibrado y adecuado a la realidad actual y al horizonte inicial de despliegue (2023-2025)” para adoptar esta tecnología.

Está pasando