Miércoles, 28 de Febrero de 2024 Cielo claro 23.5 °C cielo claro
 
Lunes, 11 de Octubre de 2021 Cielo claro 23.5 °C cielo claro
 
Dólar BNA: $885
Dólar Blue: $1070
Sociedad

Un periodista agredió a su compañera al aire en un claro acto de violencia machista

Ballesteros

Durante la mañana de ayer, el periodista Bruno Ballesteros agredió verbalmente a su compañera Laura Kretschmen, locutora y periodista. Los hechos ocurrieron al momento de transmitir el programa “Malas costumbres” a través de la emisora santafesina Sol 91.5, cuando Kretschmen y Ballesteros conversaban sobre el problema de la drogadicción en los jóvenes y el rol de los padres.

En medio de la conversación, Ballesteros comenzó a transmitir mensajes de voz de los oyentes. El debate comenzó luego de que ambos escucharan un mensaje en el que un oyente contaba que aún recordaba “la piña” que le había dado su padre al encontrarlo fumando en su adolescencia.

Frente a este relato, Kretschmen manifestó estar en contra de cualquier tipo de agresión física contra los hijos, mientras que Ballesteros sostuvo que, si bien no está bien lastimar, de vez en cuando “un chirlo no viene mal”. La locutora respondió que respetaba su postura, pero reafirmó no estar de acuerdo con ningún grado de violencia.

A Ballesteros la postura de su compañera le pareció extrema: “después los extremistas somos nosotros”, empezó. El periodista le dijo a Kretschmen que mucha gente, y especialmente la gente joven, es extremista. A esto Kretschmen acotó “pero un chirlo es agresión física” y Ballesteros desató su enojo. “Pará, dejame, la puta madre, te voy a tirar con el teléfono celular”, profirió al momento que daba un golpe sobre la mesa.

Frente a esta respuesta, la locutora le señaló que hablar de esa manera a una compañera de trabajo es un acto de violencia, y Ballesteros continuó, exaltado, diciéndole cosas como “es una estupidez lo que acabás de decir”, “cállese”, “ya me estoy calentando en serio”, “no te hagás la ovejita” y “me ponés mal”.

Finalmente el periodista pretendió justificar sus agresiones acusando a Kretschmen de “extremista” y de cortarle su libertad de expresión. Negó haberla amenazado con arrojarle su teléfono, e incluso dijo sentirse “atacado” por su compañera. El colectivo de periodistas y comunicadoras feministas de Santa Fe se solidarizó con Laura Kretschmen por las agresiones sufridas en la radio y manifestó su hartazgo frente a este tipo de situaciones de violencia machista que se ejerce contra las mujeres en sus espacios laborales.

Está pasando