Jueves, 06 de Octubre de 2022 Muy nuboso 16.4 °C muy nuboso
 
Lunes, 11 de Octubre de 2021 Muy nuboso 16.4 °C muy nuboso
 
Dólar BNA: $156
Dólar Blue: $282
Policiales

El jugador de Boca Agustín Sández fue violentamente golpeado en un robo

El jugador de Boca Juniors, Agustín Sández, fue violentamente asaltado luego del partido contra Patronato. "Me acaban de robar todas mis pertenencias", señaló el futbolista.

Sández, de 21 años, salía de la cancha y se dirigía hacia su casa ubicada en Lanús. Ya tenía una mala noche luego de que Boca perdiera contra Patronato 3 a 0. Sin embargo, todavía le faltaba lo peor. Justo cuando llegó a su domicilio, el joven fue violentamente asaltado por dos autos que lo sorprendieron abruptamente.

El robo fue captado por una cámara, ubicada a menos de una cuadra de la casa del futbolista y allí se ve cómo Sández empezó a estacionar su camioneta, una Toyota Corolla blanca, cuando fue interceptado por los delincuentes. La filmación muestra que el lateral fue violentamente golpeado con el fin de sacarlo del vehículo. Acto seguido, los 5 ladrones, que estaban todos armados, se fueron del lugar y se llevaron la camioneta del jugador.

El jugador de Boca tiene 21 años y fue violentamente asaltado cuando llegaba a su casa

Me acaban de robar la camioneta y todas mis pertenencias. Si les llega algún mensaje, no soy yo”, dijo el propio defensor en su cuenta de Instagram tras el violento episodio. Por su parte, la pareja del futbolista advirtió: “La inseguridad hoy nos tocó a nosotros. Le robaron a Agustín. Te roban la camioneta y te rompen la cabeza de un culatazo. Una locura”.

Según trascendió, horas después del robo de Lández, la Policía de la Ciudad, que estaba en patrullando en el barrio de La Boca, encontró el vehículo del jugador junto con una Volkswagen Amarok color gris, que realizaba maniobras imprudentes.

La publicación que hizo la pareja de Sández en sus redes sociales

Al ver que estaban siendo perseguidos por policías, el delincuente que conducía la Amarok dobló en contramano en una de las calles. A los pocos metros, otro de los ladrones que estaban en la camiometa se arrojó del vehículo en movimiento y fue detenido a los pocos metros.

Mientras tanto, la persecusión continuó hasta el Puente Nicolás Avellaneda cuando intentaron tomar la bajada hacia la provincia de Buenos Aires. Fue ahí que los fugitivos perdieron el control y chocaron de frente contra el guardrail.

Luego del choque, tres delincuentes bajaron del vehículo. La Policía logró la detención de uno de ellos, pero los otros dos se fugaron rapidamente y continúan prófugos.

Por su parte, otros efectivos encontraron la camioneta del futbolista estacionada junto a una plaza y a pocos metros identificaron a dos sospechosos más. Fueron revisados por la policía y uno de ellos tenía la cédula verde del automóvil. Afortunadamente, el jugador se encuentra bien y mañana retomará los entrenamientos junto al resto del plantel.