Martes, 09 de Agosto de 2022 Lluvia ligera 10.4 °C lluvia ligera
 
Lunes, 11 de Octubre de 2021 Lluvia ligera 10.4 °C lluvia ligera
 
Dólar BNA: $140.49
Dólar Blue: $291.33
Cultura & Espectáculos

Kate Bush: fortuna y récords desde que "Running Up That Hill" salió en Stranger Things

Kate Bush volvió a posicionarse entre los artistas más escuchados desde que su éxito de 1985, "Running Up That Hill", apareció en la cuarta temporada de “Stranger Things”. A partir de esto, recaudó una fortuna y rompió tres récords mundiales.

Según informó Luminate, un sitio que se dedica a analizar los datos de la industria del entretenimiento, la cantante británica, que posee los derechos de autor de sus grabaciones, arrancó ganando 250.000 dólares mensuales, pero llegó a recaudar un millón por semana por las regalías del tema. Hasta el momento llevaría ganados unos 2,3 millones de dólares.

Kate Bush rompió tres récords y ganó más de 2 millones de dólares desde que "Running Up That Hill" salió en "Stranger Things".

Desde que el tema apareció en el inicio de la temporada, Bush batió tres récords mundiales: mujer de mayor edad en alcanzar el número uno en la lista oficial de singles del Reino Unido; el tiempo más largo para que una pista alcance el número uno en la lista oficial de sencillos del Reino Unido; y la brecha más larga entre los números uno en la lista de singles oficiales del Reino Unido.

Antes de Bush, que ahora tiene 63 años, el récord mundial de mujer más longeva en las listas de éxitos era Cher por su canción "Believe2", lanzada en 1998, cuando la artista tenía 52 años. Por su parte, el récord de mayor tiempo en alcanzar el 1° puesto era hasta ahora Wham! y su canción de 1984 "Last christmas", que ocupó el primer lugar en enero de 2021. La canción de Wham! tardó 36 años y 23 días en alcanzar el primer puesto, mientras que "Running up that hill" tardó 36 años y 310 días.

En el momento del lanzamiento, "Running up that hill (A deal with God)" -del quinto álbum de estudio de Bush, Hounds of love- alcanzó el número tres en las listas del Reino Unido. La canción se registró en 2012 cuando se usó una versión reelaborada en la Ceremonia de Clausura de los Juegos Olímpicos.