Domingo, 16 de Junio de 2024 Cielo claro 13.5 °C cielo claro
 
Lunes, 11 de Octubre de 2021 Cielo claro 13.5 °C cielo claro
 
Dólar BNA: $943
Dólar Blue: $1280
Política

El cruce entre Brancatelli y García Moritán en Podemos Hablar

Brancatelli Moritán

Este sábado tuvo lugar una nueva entrega de la sexta temporada del exitoso ciclo de Andy Kusnetzoff PH, Podemos Hablar. En este último capítulo los invitados fueron Vicky Xipolitakis, La Gata Fernández, La Joaqui, Roberto García Moritán y Diego Brancatelli. Sin embargo, el foco estuvo puesto en estos últimos dos, que protagonizaron un cruce en el medio del programa.

La tensión estuvo desde el principio en la pantalla de Telefe y el expanelista de Intratables, identificado con el peronismo, lo demostró en su primera intervención, cuando el conductor lo presentó como “periodista y empresario” y Brancatelli lo corrigió. “Sí, más cerca de comerciante que empresario, porque si no después soy como…ese es Moritán, acá, el empresario”.

El marido de Pampita y Legislador por la Ciudad de Buenos Aires, por Juntos por el Cambio, respondió rápidamente y dijo que, como Diego, “ahora, por la presión fiscal que tienen sus ideologías, digo también que soy comerciante”.

Más tarde llegó lo más picante y, después de sacarse chispas durante toda la noche, estuvieron juntos en la sección del programa “frente a frente”. Moritán le preguntó a Brancatelli si ponía las manos en el fuego afirmando que “Cristina no es corrupta”.

El periodista le contestó que no pone las manos en el fuego por nadie más que por él mismo. Aunque remarcó que cree que la Vicepresidenta “no es corrupta y que ha existido persecución feroz contra ella”.

Finalmente, Brancatelli le preguntó a Moritán si aprovechó “ser el marido de Pampita” para algún tipo de uso y si cree que hoy sería “legislador porteño si no fueses el marido de Pampita”.

“Es una pregunta justa, vengo trabajando hace muchos años. Desde el año 2017 trabajo en los barrios. Tengo mucho compromiso y dedicación, pero es verdad que Caro me proyectó a un mundo que por ahí me hubiera costado mucho más llegar”, concluyó el también empresario gastronómico.

Está pasando