Lunes, 08 de Agosto de 2022 Lluvia ligera 11.6 °C lluvia ligera
 
Lunes, 11 de Octubre de 2021 Lluvia ligera 11.6 °C lluvia ligera
 
Dólar BNA: $140.49
Dólar Blue: $291.33
Política

Cristina Kirchner celebró fin de año con los senadores de su bloque

La Casa Carabassa, ubicada en el barrio porteño Palermo, que funciona como sede del Instituto y Museo Evita, fue el lugar que la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner eligió para cerrar el año junto a todos los senadores de su bloque.

La noche del miércoles, mientras compartían una cena en el restaurante del lugar que supo ser sede de la fundación Eva Perón, la presidenta del Senado de la Nación criticó a la oposición por "frenar todo" durante las últimas dos semanas y señaló que "las peleas internas de Juntos por el Cambio destruyen y no ayudan al país".

Fue la primera cena que CFK compartió con los nuevos senadores del Frente de Todos. Conversaron sobre la mesa bonaerense en la que se habló de la Gestapo antisindical, sobre tarea legislativa del 2021, sobre los desafíos que tuvo el bloque durante el último tiempo y también sobre el arduo trabajo que vendrá de cara al 2022, ya que el peronismo no tendrá quórum propio en el Senado.

La "gestapo" antisindical

Uno de los platos fuertes del encuentro fueron las críticas a la mesa judicial que la AFI, bajo la conducción de Cristina Caamaño, descubrió que funcionaba en la provincia de Buenos Aires durante el gobierno de María Eugenia Vidal y del expresidente Mauricio Macri.

La vicepresidenta se mostró entusiasmada con el discurso que minutos antes había dado sobre tablas la senadora, Juliana Di Tullio, en el que remarcó que en los videos que fueron presentados ante el Poder Judicial "escuchamos cómo el Estado arma un delito que es la persecución judicial hacia los sindicatos. No hubo Estado de derecho durante cuatro años en nuestro país".

Sobre la última sesión del año

Los senadores y CFK celebraron lo sucedido en la última sesión del año que se llevó a cabo el miércoles -horas antes de la cena- en la que se aprobó la modificación del Impuesto a los Bienes Personales, que elevó de dos a seis millones de pesos el monto no imponible, para objetos particulares, y de 18 millones de pesos a 30 millones de pesos, para las casas-habitación.

Desde el entorno de la vicepresidenta calificaron la sesión como "victoriosa", a pesar de lo ocurrido con la oposición, a quien criticaron con dureza por tomar la decisión de no votar el Presupuesto semanas atrás y por, de ese modo, dejar al gobierno de Alberto Fernández sin una herramienta clave.

Asimismo, cuestionaron a Juntos por el Cambio por presentar una acción de amparo en la Justicia, ya que consideraron que en la sesión del miércoles en el Senado no se cumplió con el quórum reglamentario. “Varios minutos luego de vencido el plazo, la presidencia dio comienzo a la sesión, momento en el cual sí había quórum. Queda claro, que el quórum se conformó pasados varios minutos luego de vencido el plazo establecido, tal como dan cuenta todos los registros fílmicos”, señaló el documento que presentaron el presidente del Interbloque de Senadores de Juntos por el Cambio, Alfredo Cornejo y el titular del Bloque UCR, Luis Naidenoff, entre otros. "Lo hacen porque no le gusta la visión tributaria que tenemos nosotros. Lo de los cinco minutos es una excusa porque cualquiera que haya vivido sesiones legislativas sabe que no se puede ir a juicio por cinco o seis minutos más", explicaron desde el bloque del FdT.