Martes, 18 de Junio de 2024 Nubes 16.0 °C nubes
 
Lunes, 11 de Octubre de 2021 Nubes 16.0 °C nubes
 
Dólar BNA: $943
Dólar Blue: $1278
Sociedad

Buscan a un biólogo alemán que desapareció en Villa Urquiza

El biólogo alemán Sven Thatje, de 47 años, está siendo intensamente buscado luego de que el miércoles pasado se fuera de la casa de los amigos argentinos en la que está parando en la Ciudad de Buenos Aires sin su pasaporte y su billetera y no volviera.

La denuncia por la desaparición ya fue realizada en la sede policial de la Comuna 12, ya que el hombre de 2,03 metros de altura estaba viviendo desde el domingo pasado en un inmueble ubicado en Altolaguirre y Manuela Pedraza, en Villa Urquiza. Al parecer también estaría siendo buscado por la embajada de su país.

Para brindar cualquier información sobre el paradero del científico alemán las personas deben comunicarse al teléfono de la Comisaría 12A de la Ciudad de Buenos Aires: +54 9 11 6913-8948.

La búsqueda en redes

La usuaria de Twitter @anaecorrea publicó un mensaje en la red social con un pedido de ayuda para tratar de encontrar a Thatje: “Es conocido de una amiga. Llegó de Alemania el domingo. El miércoles salió a dar una vuelta y nunca volvió. Cualquier información se agradece. Su familia y amigos están muy preocupados. Gracias”.

Por su parte, el también usuario de Twitter @tommynealon realizó un posteo en el que detalló que al momento de su desaparición el profesional europeo vestía una bermuda beige, remera blanca y ojotas negras. Thatje llegó a la Argentina procedente del Reino Unido, donde vivía, por una propuesta laboral en Ushuaia.

Detalles de su búsqueda

Si bien a Thatje se le perdió el rastro el miércoles pasado después del mediodía, la denuncia fue realizada recién este sábado por la mañana por un hombre argentino de 61 años que es investigador del Conicet y colega del desaparecido.

En su relato el denunciante señaló que “el miércoles, en horas del mediodía, Sven mantuvo una discusión con mi esposa debido a que este no ayudaba con los quehaceres domésticos y, tras la pelea, se retiró del domicilio”.

El propietario del inmueble donde se alojaba el biólogo alemán también le dijo a la Policía que su amigo no es una persona que tenga adicciones, que habla español, conoce la Ciudad de Buenos Aires y además sabe moverse en el transporte público.

Está pasando