Jueves, 20 de Junio de 2024 Cielo claro 14.8 °C cielo claro
 
Lunes, 11 de Octubre de 2021 Cielo claro 14.8 °C cielo claro
 
Dólar BNA: $945
Dólar Blue: $1260
Política

Ángelo Calcaterra declaró a favor de Cristina Kirchner y Lázaro Baez

La Justicia le tomó declaración indagatoria a Ángelo Calcaterra, el primo de Mauricio Macri y ex dueño de IECSA, sobre el Caso Cuadernos. Su testimonio terminó beneficiando ampliamente a la defensa de Cristina Fernández de Kirchner y Lázaro Báez. En su declaración a Comodoro Py, Calcaterra negó varios de los argumentos más importantes de la fiscalía contra la vicepresidenta en el juicio por los contratos a favor de Báez en Santa Cruz.

Según informó Página 12, la declaración de Calcaterra siguió en la misma linea que las que realizaron los empresarios Carlos Wagner y Juan Chediack. Los tres plantearon que nunca estuvieron al tanto de que el otorgamiento de contratos del kirchnerismo haya tenido irregularidades en favor del empresario santacruceño.

Tienen la logística ahí, no necesitan transportar el personal ni las maquinas. Conocen la zona, cuentan con un obrador en el lugar, disponen de los mecánicos y los proveedores".

Calcaterra explicó que, si Lazaro Báez consiguió más contratos para realizar obras públicas en Santa Cruz, se debió a su ubicación en la provincia. De acuerdo al empresario, esto le daba una ventaja competitiva a Báez. "Tienen la logística ahí, no necesitan transportar el personal ni las maquinas. Conocen la zona, cuentan con un obrador en el lugar, disponen de los mecánicos y los proveedores" enumeró Calcaterra. "Eso -siguió- les da grandes ventajas competitivas".

Cristina Kirchner junto a Lázaro Báez.

De esta forma, el primo de Macri apuntó contra uno de los argumentos más importantes de la denuncia contra Kirchner, que establece que Báez obtuvo 51 de las 81 licitaciones para trabajar en rutas de Santa Cruz gracias a la intervención de la expresidenta.

Además, Calcaterra negó que Báez haya incursionado en prácticas de competencia desleal por su cercanía al gobierno. La fiscalía planteó que Báez se presentaba a las licitaciones con precios más bajos, y recuperaba ese dinero con sucesivas redeterminaciones de precios. Calcaterra, por su parte, explicó que es imposible realizar una obra de cuatro o cinco años de duración sin reajustar los precios.

 

Está pasando