Miércoles, 17 de Abril de 2024 Cielo claro 22.8 °C cielo claro
 
Lunes, 11 de Octubre de 2021 Cielo claro 22.8 °C cielo claro
 
Dólar BNA: $913
Dólar Blue: $1035
Mundo

Joe Biden habló por primera vez en el Capitolio y pidió que "los más ricos paguen"

Joe Biden habló por primera vez en el Capitolio.

El presidente norteamericano, Joe Biden, dio su primer discurso ante las dos cámaras del Congreso. El mandatario llamó a cada uno de los estadounidenses a vacunarse contra el coronavirus. Además pidió a los ricos y a las grandes corporaciones que paguen “su parte justa” de impuestos.

“Gracias a ustedes, al pueblo estadounidense, nuestro progreso en estos 100 días contra una de las peores pandemias de la historia es unos de los éxitos logísticos más grandes que nuestro país jamás haya experimentado”, contó. Asimismo, dijo que las muertes a causa del Covid-19 bajaron un 80% desde enero.

No impondré ninguna subida de impuestos a las personas que ganan menos de 400.000 dólares.

Antes de cumplir sus primeros 100 días en la Casa Blanca, el mandatario se dirigió por primera vez a un grupo de legisladores demócratas y republicanos. Biden hizo un resumen de sus primeros meses frente al gobierno y presentar sus ambiciosos planes para "traer a EE.UU. de vuelta".

Por primera vez en la historia, dos mujeres se sentaron detrás del presidente mientras se dirigía al Congreso: la vicepresidenta Kamala Harris y la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi.

Biden pidió que paguen los ricos

Biden además afirmó que “ya es hora” de que las grandes corporaciones y los ciudadanos más ricos del país, que representan el 1% de la población, “paguen su parte justa” de impuestos para financiar sus propuestas de gasto masivo destinada a sus planes de empleo y familia con una inversión histórica en educación e infancia.

Según afirmó, un estudio asegura que el 55% de las grandes empresas pagó “cero” impuestos federales el año pasado, y en conjunto lograron 40.000 millones de dólares en beneficios, mientras que muchas evadieron impuestos o se acogieron a beneficios y deducciones por emplear a sus trabajadores en otros países. “Y eso no está bien”, alertó.

¿Cómo pagamos mi plan de empleo y familia? He dejado claro que podemos hacerlo sin aumentar el déficit. No impondré ninguna subida de impuestos a las personas que ganan menos de 400.000 dólares. Pero es hora de que las empresas estadounidenses y el 1% más rico de los estadounidenses empiecen a pagar su cuota justa”, insistió.